viernes, 25 de enero de 2008

Diatriba contra el oro comestible

Cada vez se está haciendo más popular el uso del oro en la cocina. Las razones: no es perjudicial para el organismo, puede aportar beneficios a la salud y además, añade glamour a la cocina...

¡¡¡¡¡¡¡Estamos gilipollas o qué??????????

¿Tan aburridos están los paladares occidentales que tenemos que recurrir a semejantes soplapolleces? ¿No tenemos bastante con los alimentos más selectos y caros para alimentar nuestro esnobismo como para tener que recurrir a esto?

Cuando Cleopatra quiso impresionar con sus riquezas a Marco Antonio, cogió una perla del tamaño de un huevo de codorniz, la disolvió en vinagre y se la bebió, tan chula ella, demostrándole que podía consumir la riqueza de todo un país en una sola comida. ¿A quien queremos impresionar nosotros deglutiendo oro?

Si queremos eliminar toxinas, evitar los radicales libres, etc...apostemos por una alimentación de calidad y saludable sin productos químicos (pesticidas, abonos, etc) perjudiciales para la salud, que es mucho más barato que el recurrir a los metales nobles como hacían las rancias supercherías de antiguas civilizaciones.

¿O es que el futuro de la cocina pasa por que los habitantes del tercer mundo vengan con sus bateas a buscar oro en los excrementos de los ricos?
La cocina tiene mucho carrete, pero como éste se desvíe por semejantes caminos, clamaré por la extinción del (estúpido, estúpido, estúpido) género humano.

18 comentarios:

Alfonso dijo...

¡OLE! Hace tiempo que vengo renegando de la especie (que no de la especia) cuando veo tratamientos cosméticos del tipo envolverse en caviar... o cosas como el cava con oro...
Pero claro ¿Qué se le vende al que ya lo tiene todo? ¡Envolvedme en caviar mientras bebo oro!

Mar dijo...

Touché!!
Toda mi palabrería se resume en ese sabio "¿Qué se le vende al que ya lo tiene todo? ¡Envolvedme en caviar mientras bebo oro!"
Mil gracias, Alfonso.

Bea dijo...

Joé, Alfonso ha dicho exactamente lo que yo quería decir... ¿pero que co.o es eso del oro comestible? ¿a quién se le ha podido ocurrir?, yo cuando lo ví por primera vez no daba crédito.. Todos contra el oro comestible!!! Bea

Mar dijo...

Eso, todos contra el oro comestible!!

la sopa gansa dijo...

Mar, te aplaudo, de verdad, yo personalmente estoy cansada de tanta gilipollez. Con el hambre que hay en el mundo, lo ultimo es que comamos oro. Lo que faltaba. Amén de la estupidez que supone cuando, como bien dices, estamos siempre con el grito en el cielo con los componentes quimicos de lo que comemos.
Ah! llevo mucho tiempoo esperando que alguien utilice la palabra "diatriba". genial!!!. Por fin.
Un beso

Su dijo...

Puños Mar
Verdades como puños has dicho
para oro el azafrán ¿no?

Mar dijo...

Sopita, Su, espero que seamos seamos muchos los que mostremos sensatez en este asunto.
Que no está la cosa pa insensateces...

Mar dijo...

Su, tienes toda la razón, pa oro el azafrán!!

Su dijo...

¡leche! y un buen aceite es oro liquido...

Ibán dijo...

Qué bueno, me encanta tu vehemencia :)
La verdad es que yo pienso que esto siempre ha existido. Creo que es algo intrínsecamente humano el querer "más". Así que tender hacia el lujo exacerbado es algo que el hombre suele hacer. Coches con una potencia sin sentido, casas más grandes de lo que uno usará jamás...digamos que está en la naturaleza humana llevar las cosas a su extremo. Además, tal vez es más sencillo comer algo con oro que comprarte la mansión que equivaldría a ese manjar...así que hay mucho snobismo (entendido como esa cierta ignorancia del nuevoriquismo) en todo esto.
Por otro lado, siempre se ha intentado adornar la comida, tal vez mezclando todo lo anterior con una hospitalidad (y hostentación) desmedida...pero al final...creo que se nos va la mano (y la pinza).
Y no sólo con el oro, algunos de los procedimientos/recursos de la nueva cocina (de todo el tema cocina molecular, etc) son a veces atentados contra la decencia humana (sabiendo como está el tema del reparto de la riqueza)...no sé, es un tema complejo.
Muchas de las técnicas del repertorio que cualquier ama de casa domina hoy en día, fueron originariamente vanguardia culinaria, pero estas cosas, sinceramente, no creo que duren mucho (así lo espero).
Bueno...que me enrollo, otra vez.

Me alegra ver que tu blog es, además de un increíble repertorio de sabores e ingredientes, un púlpito para tus ideas. Gracias por compartirlas.

Viviana dijo...

¡Hola Mar! Primera vez que te visito. Me ha encantado tu blog y el sabor de tu tierra que expresas en él.

Por cierto, aprovecho para hacerte una pregunta. Mi abuela hacía un postre llamado "leche frita". Ese postre y las sopas y caldos que nos preparaba, hacían de las visitas a su casa una verdadera delicia con sabor de hogar.

No queda nadie en la familia que pueda facilitarme esa receta y quiero preguntarte si tu la conoces. Mi abuela era española (de Santander,no manchega como tú) pero se me ocurre que a lo mejor tu tienes idea de como hacerla o has oído de ella.

Es una especie de natilla empanizada.

Saludos y gracias de antemano

Soraya dijo...

Mar querida, cuanta razon, has dicho lo que muchos pensamos, realmente es la gilipollez mas grande que ha existido, me parece absurdo, esnobista y ridiculo.

Un fuerte abrazo,

Soraya

Ah me olvidaba, en vez de ser de avanzada esto del oro en las comidas el retrogrado.

Mar dijo...

Hola, Ibán.
Muchas veces contemplo los avances en la nueva cocina, los novedosos procedimientos, etc,con excepticismo porque como tu bien dices, a veces sólo aportan el espectáculo que el "nuevorriquismo" demanda...
En fin, menos mal que hay gente que no es profesional que abre otros frentes,como la panificación de calidad en nuestras casas ;)
Gracias y besos.

Mar dijo...

Hola Viviana, bienvenida a este blog.
No me extrañas que eches de menos la leche frita de tu abuela, que como buena cántabra debía preparar de forma bárbara (teniendo una leche tan buena, producto de esos magníficos praos...)
Una amiga de este blog, Su, puso en su blog la receta de leche frita.Échale un vistazo, porque merece la pena la receta y el blog. Este es el enlace:
http://webos-fritos.blogspot.com/2008/01/leche-frita_17.html

Muchos besos, Viviana, espero verte a menudo por aquí.

Mar dijo...

Soraya, veo que somos bastantes los que no hemos picado como el rey midas con la tontería del oro...
Un beso muy grande.

la sopa gansa dijo...

Hola Mar!
gracias por tu aportacion en mi receta de "salchichas vegetarianas", me encantan que me deis ideas, que hagais comenatarios
un beso

Dod dijo...

Primera vez que entro a tu blog y la verdad que me ha sacado mas de una sonrisa. Sigue asi.

Xela Ferrín Rodríguez dijo...

¡Hola! Casualmente, buscando el pan de oro comestible me salió este estupendo blog. He leído los comentarios y me asombra que todos están de acuerdo en que la comida tradicional es la más rica. Curiosamente yo también tengo un blog de comida y en ella una leche frita magnífica. A lo mejor a Viviana le puede interesar.Y deciros que sigo la línea tradicional y a fuego lento para cocinar, lo que cuento en mi blog. Yo creo que la comida de siempre y hecha con tiempo y cariño es muy rica y gusta a la mayoría de la gente. Ah! por cierto, la recomendación del blog de Susana Webos fritos es magnífica. Yo también la sigo. Un abrazo.
Mi blog: CosasdeXela.blogspot.com.