lunes, 4 de febrero de 2008

HEMC #19 Bizcocho de mermelada y coco crujiente

hemc 19 - bizcocho

El tema de este mes del HEMC me encanta, y no porque sea especialmente golosa (bueno, un poco si) sino porque el bizcocho casero me parece uno de los grandes inventos de la cocina: barato, mucho más saludable que cualquier bollería que compremos en las tiendas, ideal para los desayunos, para hacer en un pis-pas en una emergencia de esas de quedar bien, para niños y mayores... en fin, que os voy a contar sobre sus virtudes.
La siguiente receta, como vereis, es muy sencilla. Es un bizcocho que incorpora mermelada en la masa (en este caso, de mango con trozos de piña), lo que aparte de dulzor, le da un punto de sabor frutal muy rico y va cubierto con una especie de "crumble" de coco que lo hace crujiente y algo diferente a los bizcochos tradicionales.
Es una receta americana (de Anne Wilson), por los tanto las medidas van en tazas. Como 1 taza = 250ml, mediremos los ingredientes con el vaso graduado de la batidora, por ejemplo. Si necesitamos 1 y 3/4 tazas de harina, llenaremos el vaso hasta la marca de 440ml aprox.

Bizcocho de mermelada y coco crujiente

- 1 y 3/4 tazas de harina de repostería
- 125g de mantequilla (se puede sustituir por el mismo peso de aceite vegetal)
- 3/4 taza de azúcar blanca
- 2 huevos ligeramente batidos
- 1/3 taza de mermelada
- 1/4 taza de yogur (medio yogur de 125ml)
- 1 cucharadita de levadura (la receta no lleva, pero me daba miedo que quedara demasiado mazacote)
Para el crujiente:
- 1/2 taza generosa de azúcar moreno
- 1/2 taza de harina
- 1/2 taza de coco rallado
- 90g de mantequilla

Calentamos el horno a 180 ºC con calor arriba y abajo.
Fundimos la mantequilla con el azúcar.
Mientras, mezclamos los huevos con el yogur (yo lo puse de coco) y la mermelada.
Tamizamos la harina (y la levadura, en mi caso) y hacemos un agujero en el centro. Mezclamos bien la mantequilla y el azúcar con los huevos, el yogur y mermelada e incorporamos la mezcla al agujero hecho en la harina.
Con una cuchara de madera removemos hasta que todo esté mezclado pero sin batir en exceso.
Engrasar un molde de más de 1'5 l y enharinarlo. Verter la mezcla en él y distribuirla uniformemente (si es necesario, damos unos golpes secos sobre el suelo con el molde lleno para igualarlo).
Para el crujiente:
Mezclar el azúcar moreno, el coco y la harina. Añadirle la mantequilla muy fría cortada en dados y desmenuzarla con los dedos hasta que quede con aspecto de migas gruesas. Repartirlas sobre la masa de bizcocho del molde.
Introducir en el horno y dejar cocer 40 minutos (o hasta que pinchándolo con una brocheta salga limpia).
Una vez hecho y doradito, dejarlo reposar 5 minutos, luego se desmolda y lo ponemos a enfríar sobre una rejilla.

Este bizcocho está de muerte: jugoso, sabroso y aromático.
Si además de coco le ponemos nueces en trozos, quedará más crujiente todavía y con una muy buena combinación de sabores.
Os pongo un primer plano de este bellezón...






9 comentarios:

ElGatoQuePesca dijo...

MMMMMMM... que buena pinta, lo agencio y lo probare =) saldremos rodando pero muy muy felices!!!

Saludos
Andrea

Mar dijo...

Hola, Andrea. Bienvenida a este blog.
Si te ha parecido buena la pinta del bizcocho, ni te cuento el sabor.
No lo había preparado antes, pero creo que me lo van a pedir muy a menudo aquellos que lo prueben.
Un beso y ahora mismo me voy a echarle un vistacillo a tu blog!

Monaguillo dijo...

ummmm me parece que esta recien hecho aun... ademas se ve esponjoso como para echarse una siesta encima ..... te paso mi direccion y me envias un par de raciones para desayunar el miercoles???

me ha gustado mucho el rollo del crujiente exterior...!! todo un puntazo... enhorabuena....


fdo: otro defensor a muerte de los guisantes... ( hazte un dia una cremita con ellos y un poco de menta... algo de jamon picadito y a babarse encima...)


ciaooo!

Mar dijo...

Hola, monaguillo!
La menta es una de mis asignaturas pendientes,y eso tenemos en casa una mata como el Amazonas, pero aún así le saco muy poco partido.
Gracias por la recomendación de la crema de guisantes con menta, los probaré en cuanto pueda.
Y gracias también por pasar por aquí.

PD: los de Butterfly Pillow ya me han llamado pa ver si introducen una nueva gama de almohadas abizcochadas en el mercado...

Irene dijo...

Mar que ricura de bizcocho,se ve muy esponjoso.

BESINES!

Mar dijo...

Hola, Irene. Este bizcocho no sólo es esponjoso, sino ¡¡crujiente!! y con un sabor frutal y a coco buenísimo.
Ideal par un te-merienda-recompensa.

DEBA dijo...

Pasé por causalidad, vi la receta y la hice, pero no me quedo nada esponjoso, bueno de hecho me pasa simepre igual, nunca me quedan tan esponjoso como el de la foto. ¿ Me das agún consejo ?
saludos
Deba

Mar dijo...

Hola, Deba.
Prueba a hacer lo siguiente:
separa las claras de las yemas de los huevos. Bate con varillas las yemas con el azúcar , el yogur y la mantequilla hasta que aumenten de volumen y tenga un aspecto cremoso. añade la mermelada a temperatura ambiente y mezcla con las varillas suavemente.
Bate a punto de nieve las claras y añádelas a la mezcla de yemas, mantequilla, etc...
Tamiza la harina con la levadura dos veces (así introducirás aire en la masa y quedará más esponjosa) y añádela a la mezcla anterior. Mézcla lo justo, sin remover demasiado, simplemente para que la harina se integre con los demás ingredientes.
Pon esta masa en el molde.

Para el crujiente:
Tamiza también dos veces la harina. Mézclala con el coco, el azucar moreno y la mantequilla para hacer el crujiente hasta que parezcan migas gruesas y repartelas al azar por encima de la masa.

El Horno:
siempre ha de estar precalentado a 180ºC durante al menos 15 minutos. La temperatura para un bizcocho suele ser estos 180º. Una temperatura más alta sólo haría que se quemase y resecase por fuera dejándolo crudo por dentro.

Espero que te vayan saliendo bien y mejorando con el tiempo los bizcochos.

Deba dijo...

Gracias Mar por tus comentarios anoche lo hice otra vez y el resultado ha sido estupendo
saludos
Deba